14.5.05

Besos en los labios (en los míos también)

Tranquilos, no me suicidaré hasta que no tenga una buena nota de despedida.
Ella lo comprende, yo no. Simplemente mi ego me impide ver más alla de mi persona. Yo soy yo, hasta ahí todo claro.
Pero ¿dice la verdad? el detective privado me dijo que no, miente, y lo que es peor, me miente a mí. Nunca fui gran cosa pero siempre di la cara. Ella no. Falta de confianza ¿mía? NO.
Lo que sucede es que el doctor me recomienda que no me de mal, eso y una buena tanda de tranquilizantes que no tardo en vomitar cada noche, a la misma hora. ¿Qué estará haciendo ahora?¿Quién sabe?, yo no desde luego.
Simplemente son besos, pero...¿dónde está el límite entre el beso y el sentimiento?¿En qué momento termina el sexo y comienza el amor?
Ya vuelven los retorcijones. ¡Malditas nuevas tecnologías!
Nunca pensé que llegaría hasta este punto, pero claro, nunca antes la había conocido; ella tan inocente, tan triste y tan despiadada, devuélveme todo lo que me robaste, entre otras cosas las noches de sexo, los falsos besos, las discusiones, las lágrimas, mi vida.
Comiencen a preocuparse, den un grito si quieren, en este momento terminó la nota.

Ruffus Wonderland

3 comentarios:

Microgénica dijo...

No sé como he llegado hasta aquí. Sí se por qué, por aburrimiento y curiosidad, creo... ¿21 años?... Espero que no sufras, que todo esto esté bien llevado, que sea simplemente una fachada o que hayas aprendido a asumierte así... Eres tan joven y la belleza tan despiada...

Microgénica dijo...

LLoré tanto cuando cooper se convirtió en Bob...

Diego Stabilito dijo...

jaja pero como dices eso del agente cooper?? es el mejor final de la historia de la television! me alegro de tu comentario, por cierto, si es fachada, Stabilito es solamente un alter Ego y Ruffus Wonderland la enfermedad de mis entrañas, se feliz.